jueves, 7 de junio de 2012

CEBAS, GUERREROS DEL REZAGO EDUCATIVO


  • En cinco años y medio han egresado más de once mil alumnos, bajo una enseñanza de forma personalizada, el gran objetivo es que los adultos una vez terminada su secundaria, sean canalizados a un oficio que los ayudará toda su vida
    Luis Uriel Acosta Magaña

 «Alfabetizar, combatir el rezago educativo, así como darles a sus alumnos una mejor calidad de vida, es la meta de los Centros de Educación Básica para Adultos, y capacitación para el trabajo (CEBAS)», señaló su directora general, Teresa Guadalupe Segura Azueta.
Los Centros de Educación Básica para Adultos nacieron en 1968, creándose en el ámbito nacional 40 de ellos. En Tabasco se fundó el primer CEBAS el 31 de mayo del mismo año, con el nombre de Francisco Javier Santamaría, ubicado en la escuela primaria de Primero de Mayo, bajo la responsabilidad de la profesora María Asunción Pérez Mézquita.
La política de Educación de Adultos se aboca a proporcionar servicios de alfabetización, asesoría y consulta en educación básica así como la acreditación y certificación de esos conocimientos, por lo que los centros educativos, con 44 años de vida próximos a cumplir el 31 de este mes, están avalados por un programa nacional que permite al alumno cuando termina su secundaria, no sólo saber leer y escribir sino que está listo para desarrollar un oficio, y defenderse mejor en la vida.
«Al maestro común los padres les llevan a los alumnos, en el caso de nosotros tenemos que ir a las paleterías, cantinas, restaurantes… a la calle, a buscar alumnos… les decimos que es importante seguir estudiando… los motivamos… y muchos de ellos han aceptado el reto», apunta la jovial, simpática y bella profesora. 
    Cordial y amable Teresa Segura Azueta platica que hace 26 años entra como supervisora al primer CEBAS que se fundó, aunque primero fue asesora, hasta llegar a directora del mismo. Así, subraya que ofrecen atención educativa a niños de 10 a 14 años, jóvenes mayores de 15 y personas adultas, que no ingresaron a la escuela en la edad reglamentaria y también de aquellos que habiendo ingresado en tiempo y forma, en algún momento la abandonaron sin haber concluido el nivel correspondiente, quedando así en condición de rezago educativo, a los que brinda los servicios educativos en alfabetización, educación primaria y educación  secundaria, en modalidades semiescolarizada, abierta y acelerada.
    Los Planes y Programas de Estudio que cubren los CEBA comprenden: Alfabetización donde se imparte la enseñanza de la lectura, escritura y matemáticas; Educación Primaria, donde se imparten las asignaturas de español, matemáticas, historia, geografía, civismo y ciencias naturales.  Se cursan en tres ciclos, avalada la evaluación  por las normas   y criterios vigentes de la Dirección General de Acreditación Incorporación y Revalidación, otorgando el derecho a la expedición del certificado de estudios correspondiente.
Derrochando seguridad y convicción la catedrática, Segura Azueta advierte que en Educación Secundaria se imparten  las  asignaturas de español, matemáticas, historia, geografía, formación cívica y ética, biología, química, física, inglés. Se cursan en tres grados, dando derecho al certificado de estudios  correspondiente. Además este  servicio se ofrece también en  los  Centros de Readaptación Social (CERESO).

Suceso (S).- ¿Cuáles son los alcances que se han tenido?
Teresa Guadalupe Segura Azueta (TGSA).- Nosotros empezamos a trabajar con el modelo pedagógico 2009 que se trae de la ciudad de México, y Tabasco se convierte en el segundo estado que trabaja con este modelo, el cual consiste de un aprendizaje basado en competencias que le permite al estudiante desarrollar el pensamiento crítico fundamentado en la diversidad estratégica didáctica.
Esto es cuando el maestro crea su material didáctico, basado en las necesidades especiales que estos grupos tan vulnerables tienen. Hay que tomar en cuenta que nuestros estudiantes representan ese rezago educativo, aquella persona adulta que no sabe leer, o que no tiene la primaria o secundaria, son al final de cuenta trabajadores de la calle, personas que no quisieron o no pudieron ir a la escuela.
Entonces basados en sus necesidades se crean las didácticas necesarias para implementar su educación, tomando en cuenta que hay un objetivo que se debe cumplir de acuerdo a cada área para cubrir la obtención de un certificado al final.
Los asesores no son personas improvisadas, son licenciados en educación, profesores normalistas, maestros de educación e incluso hay docentes con doctorado en la materia. La enseñanza es de forma personalizada, lo hacemos en primarias que nos prestan, ahí es donde acuden los maestros a dar sus asesorías dos horas y media de lunes a viernes. La educación como proceso eminentemente social y dinámico, ha experimentado profundos cambios a través del desarrollo histórico de la sociedad. Cuando nuestro país, inicia su vida independiente la educación surge como un derecho universal en la Constitución de Apatzingán, promulgada el 22 de Octubre de 1814 en su artículo 39 declara: «La instrucción como necesaria a todas las ciudades debe ser favorecida por la sociedad con todo su poder», dice con apasionamiento la carismática entrevistada.

S.- ¿Entonces el CEBAS no es un laboratorio?
TGSA.- ¡Claro que no!, nosotros existimos primero, antes que el IEAT. Tenemos planes de estudios, creamos estrategias, nuestra visión es la formación; además nuestra cobertura es muy amplia porque laboramos en 16 municipios. Tenemos 66 CEBAS. Nosotros vigilamos la constancia del alumno, y nuestros certificados son registrados y emitidos por la Secretaría de Educación y con validez a nivel nacional.
Sí, manejamos la integración integral para el adulto, y aquí me refiero, capacitación para el trabajo. Terminas tu secundaria, y de ahí se canaliza a una escuela de oficio para que pueda defenderse en la vida.
En la entidad hay cuatro centros que ofrecen: cocina y repostería, carpintería, cultora de belleza, sastrería, diseño de modas, mecánica, electrónica y computación.
La controvertida y polémica pero muy culta preceptora  menciona que las finalidades de la educación se gestan y desarrollan en el seno mismo de la comunidad, el poder público no los impone arbitrariamente ya que su función es recoger y sistematizar las inquietudes y anhelos de la sociedad respecto al ideal de hombre y al modelo de la nación que se desea alcanzar. En 1968 se crean los Centros de Educación Básica para Adultos los que a diferencia de la tradicional escuela nocturna, ofrecen educación elemental en forma acelerada sin grados, para que el adulto realice sus estudios de acuerdo con sus posibilidades de tiempo, sus intereses y al ritmo que desee y tomando en cuenta los conocimientos que posee se le ubique donde le corresponda sin necesidad de presentar boletas.
Estamos atendiendo en primaria: 2 mil alumnos. En secundaria: 2 mil 901. Aunque los adultos atendidos del 2006 al 2012 son 48 mil 607, y de los egresado a la fecha van: 11 mil 993. Son personas que están, se van, regresan, pero es ahí donde entra la experiencia del profesor: captarlos, motivarlos y educarlos hasta el final… para cumplir el objetivo. Porque estos estudiantes por lo general llevan sus problemas fuertes a las aulas, y ahí entra lo económico, personal y las carencias, expresa con emoción y optimismo Teresa Guadalupe Segura Azueta, la prestigiada pedagoga directora general de los Centros de Educación Básica para Adultos en Tabasco.

Publicado en la edición 459 de la revista política Suceso de fecha 23 de Mayo de 2012.

Publicar un comentario