miércoles, 21 de julio de 2010

PEMEX DAÑA A LA SOCIEDAD TABASQUEÑA: José Toshiro Noverola, regidor panista




La zona donde van a construir el nuevo muelle de Frontera para las embarcaciones que van a trabajar para Pemex, son propiedad del priísta Nicolás Bellizia Aboaf y de Pascual Bellizia el del verde ecologista, entonces la situación en Tabasco es extremadamente grave, ya es demasiado tarde y la urgencia es demasiado importante como para mucho parloteo inútil, lo mejor es hablar menos y actuar más, exhorta

Luis Uriel Acosta Magaña

Reprobamos la actitud que ha tomado la Semarnat, la Dirección de la Reserva de la Biosfera de los pantanos de Centla y la Profepa al permitir a Pemex que perfore nuevos pozos en esa área natural protegida de alta fragilidad, anteponiendo las actividades económicas a la conservación del ambiente, expresa de manera directa y firme José Toshiro Noverola Peña, regidor panista en el Ayuntamiento de Centla.
“Sobre todo porque los discursos a que recurren quiénes propician y estimulan la depredación, el saqueo y la carnicería ambiental que implica la sobreexplotación petrolera en Tabasco son la de una inexistente generación de empleos como el también chauvinista y totalmente falso beneficio a la nación. Resultando entonces que el supuesto “beneficio a la nación” es totalmente costoso porque se paga con absoluta descomposición social y un desastre ecológico porque en el sureste mexicano se nos impone una desproporcionada economía petrolizada que asociada al ecocidio a destruido la producción agrícola y pesquera, provocando la industria de la corrupción como en el caso de los “donativos y donaciones” que Pemex ha hecho a Tabasco pero que de ninguna manera compensan los daños provocados al Estado y mucho menos los daños a la sociedad tabasqueña”.
El decimo primer regidor indica que los pantanos de Centla son una extensión de tierras bajas y humedales tan importantes económica, biológica, ambiental y culturalmente debido a la diversidad de raras especies animales y vegetales, en peligro de extinción ó endémicas que se encuentran en ellos por lo que fue declarada área protegida con categoría de Reserva de la Biosfera el seis de agosto de 1992, señalando también que es el humedal más extenso de norteamérica, entre los municipios de Centla mayormente y en menor medida Jonuta y Macuspana en ese orden. A partir de 1995 fueron consideradas dentro de los humedales de importancia internacional por parte de la Convención Ramsar, en tanto el Instituto Nacional de Ecología en México los designo dentro de treinta y siete áreas naturales protegidas para la conservación.
Comprende uno de los grupos de ecosistemas con mayor diversidad biológica del país, debido a la variedad de biotopos que presenta, como dunas, pantanos, esteros, manglares, marismas, espejos de agua dulce y salobre e islas fluviales, sobresaliendo las comunidades de plantas hidrofitas, como el lirio acuático, y el tipo de vegetación conocido como popal y albergan asimismo una alta riqueza bioética, específicamente de insectos, moluscos, algas, reptiles y plantas fanerógamas.
Igualmente se encuentran 56 especies de plantas, entre ellas manglar, rojo, blanco y negro, representa casi el 12 por ciento de la vegetación acuática y subacuática del territorio nacional. Da cobijo a casi 40 especies de de peces, medio centenar de anfibios y reptiles, 60 de mamíferos y 195 especies de aves. Ahí existe el camarón, el manatí, el cocodrilo, el caimán, los quelonios de Agua dulce, la nutria, la tortuga blanca y el pejelagarto. En las orillas y zonas someras proliferan orquídeas, bromelias, mucaleria, espadañal (tular), profusión de plantas acuáticas e hidrófilas y las flotantes como los nenúfares. Los anatidas, ardeidas y otras zancudas como cigüeñas, garzas, ibis, mientras el águila pescadora es la dueña del cielo en Centla.
El licenciado en Ciencias Políticas explica que los daños que ocasiona Pemex son, entre muchos más, que deja a la intemperie toda clase de contenedores y recipientes de residuos tóxicos que con el tiempo se destruyen y escurren los residuos corrosivos, deja abundantes recortes de perforación, abandonando en las represas aceites y otros fluidos que penetran en la tierra convirtiéndola en yerma y estéril para uso agrícola en tanto que ya es sabido que una sola gota de petróleo vuelve impotable cincuenta litros de agua pura.
Sin embargo el también licenciado en administración pública revela de manera viril y enérgica que la tragedia que vive Tabasco es política más que ambiental y a la falta de políticas de mitigación y adaptación por corrupción, negligencia, incapacidad ó por cualquier otra causa, es decir, la falta de políticas públicas adecuadas.
Cabe señalar que en un contexto de cambio climático, mitigar significa disminuir emisiones de gases de efecto invernadero y adaptar significa que considerando el incremento de fenómenos climáticos extremos, se toman medidas para disminuir el peligro al cual está expuesta la gente. Es decir, el gobierno mexicano tendría que estar previniendo más que reaccionando ante este tipo de eventos. Al respecto la Organización Meteorológica Mundial ha indicado que la prevención tiene un costo seis veces menor al de la respuesta a una emergencia, dentro de la Estrategia Nacional de Cambio Climático (ENCC) este informe esta registrado, ahora falta que sea aplicado.

Suceso (S).- ¿Qué tan afectadas están las comunidades?
José Toshiro Noverola Peña (JTNP).- Los habitantes de las comunidades de Centla se van alejando hacia zonas donde no tiene acción Pemex pero que finalmente son perjudicados porque la pesca también ya disminuyo, hay que recordar que muchas de estas comunidades viven de la pesca y como también ya se les limitó la pesca en estas zonas, se van a pescar al mar y cada vez se alejan más de la costa porque allá están las plataformas de Pemex donde no se les permite pescar pero que además también son zonas altamente contaminadas.
Además tanto la paraestatal como las dependencias ocultan la información de lo que ocurre, no dan información fidedigna, lógicamente que al no tener acceso directo a la información quedamos a merced de lo que comunica Pemex, Semarnat y Profepa, en sus incongruentes boletines. Por esto exigimos transparencia en la información así como responsabilidad en el manejo de la misma porque lo único claro es que la actividad petrolera deja una huella ambiental difícil de revertir,
La situación en Tabasco es extremadamente grave, ya es demasiado tarde y la urgencia es demasiado importante como para un parloteo inútil, lo mejor es hablar menos y actuar más.

El joven pero polémico y controversial el político asegura que las actividades de exploración y explotación por parte de Pemex a partir de 1951 representa una amenaza para la conservación de la reserva. De un solo pozo en 1951 para 1997 ya se reportó la existencia de 55 campos petroleros con 295 pozos, cinco estaciones de recolección, 150 líneas de descarga de pozos y cinco ductos principales. Dato muy importante es que la misma paraestatal ha reconocido que las consecuencias de estas actividades son de alto impacto, debido a la contaminación de cuerpos de agua y la degradación de la vegetación y del suelo, indicando José Noverola Peña que lamentablemente son casi inexistentes trabajos publicados sobre la evaluación de los efectos.
Con bizarría y valor cívico denuncia una persistente incursión petrolera tanto en la zona de amortiguamiento como en las zonas denominadas núcleos I y II de la reserva de la biosfera, exterminando vastas colonias de mangle blanco, rojo y negro para colocar oleoductos y extraer hidrocarburos. Los manglares son el equivalente costero del bosque selvático en tierra y cubrían cerca de 53 mil hectáreas con alturas dominantes que superaban los 20 metros constituyendo un ecosistema irremplazable y único al albergar una biodiversidad de las más productivas del mundo que está protegida por la ley.
La devastación de los manglares es un problema grave ya que además de dar vida a toda la biodiversidad que ya mencionamos también fungen como una barrera natural contra los huracanes y ciclones, así que después no se pregunten por qué son más devastadores estos fenómenos naturales. Asimismo revela que cínicamente en la página www.pemex.com funcionarios de la paraestatal dicen: La reserva de la Biósfera Pantanos de Centla es el humedal más grande de Mesoamérica. Pemex apoya su conservación con el proyecto “La casa del agua, Uyotot já”, resultando esto una compensación muy raquítica comparada con los daños que Pemex ocasiona, por lo que expresa que se debe aplicar las sanciones contempladas en la Ley Federal de Responsabilidades Administrativas de los Servidores Públicos a los directores de Pemex y a todo aquel que incurra, solape ó propicie esta clase de ilícitos.

Suceso (S).- ¿Qué normas esta transgrediendo Pemex?
José Toshiro Noverola Peña (JTNP).- Viola la Ley de Sustentabilidad Ecológica, la Ley de Protección al Medio Ambiente porque la reserva es una zona protegida que está siendo afectada pero hay que darle seguimiento al tema no solamente en el ámbito municipal sino además en el estatal y el federal, porque ha habido cierto vacío de acción por parte de Sernapam que debería de tener injerencia como parte operativa y reglamentaria en lo que respecta a medio ambiente en el Estado.
En los trabajos de Pemex se aprecia que existe la aprobación de las dependencias federales, aún y cuando se violan disposiciones de la Ley General de Equilibrio Ecológico y Protección al Ambiente (LGEEPA) y pese a que en el texto del decreto de la Reserva de la Biósfera de los pantanos de Centla como área natural protegida, se destaca en el artículo noveno que “La Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) no autorizara ni permitirá la ejecución de obras publicas ó privadas dentro de las zonas núcleo”.
Porque resulta que bajo el pretexto de ejecutar el mantenimiento a las instalaciones petroleras de esa región “protegida internacionalmente” la paraestatal no cesa de explorar los humedales tabasqueños para abrir nuevos pozos petroleros, existen nuevas perforaciones en los campo petroleros dentro de las zonas núcleo y se ejecutan de “manera silenciosa”, pese al descontento de los lugareños y a la protesta de grupos ambientalistas con el aval de Semarnat en tanto Profepa se lava las manos.

DEPENDENCIAS QUE SE DEBEN INVOLUCRAR
El integrante de la Comisión del medio Ambiente del Ayuntamiento de Centla indica que las dependencias que deben intervenir para determinar las acciones ilícitas que está cometiendo la empresa petrolera normativamente es la Semarnat pero operativamente debe ser Profepa, la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente tiene toda la facultad como la policía que es de ejercer acciones que limiten y que frenen las acciones ilegales de la paraestatal en la zona de los pantanos, es la que de manera legal puede intervenir.
A pesar de que se hizo una Dirección de Medio Ambiente en los Ayuntamientos no ha habido la operatividad necesaria para que frenen las actividades de Pemex y se deje de afectar las zonas de los pantanos de Centla, ya que prácticamente solo está funcionando para ver qué es lo que pueden sacarle a la paraestatal pero no para frenar las acciones ilegales de Pemex.
Noverola Peña externa que a nivel estatal ya se generó y se estuvo estudiando la Ley General de Equilibrio Ecológico pero no es una Ley a la cual se le esté dando seguimiento, porque el orden ejecutivo que son los Ayuntamientos, el gobierno del Estado y la Comisión del Medio Ambiente de la Cámara de Diputados local les compete hacer el papel de revisores y auditores para que verifiquen que se está ejecutando esta ley pero no lo están haciendo. Reflexiona que se han hecho normas nada mas en el documento, realmente no ha habido la intención ni siquiera la disposición para coordinarse las autoridades y las instituciones estatales con las asociaciones civiles que también forman parte de la red de protección al medio ambiente y que podrían darle un matiz social al tema de la protección a la zona de los pantanos y la contaminación de Pemex, indicando que cuando Semarnat se ve obligada a actuar, Sernapam deja de hacer su papel, cuando actúa Sernapam, el Ayuntamiento protege a la paraestatal con tal de seguir recibiendo las migajas por parte de Pemex, dinero que la mayor de las veces no llega a los habitantes en forma de beneficios para la comunidad.
Estamos hablando de los ayuntamientos en general, porque hemos visto que en un ejido donde la paraestatal quiere pasar un ducto por lo regular ni avisan ni toman en cuenta al Comisariado Ejidal, sino que de manera arbitraria pasan los ductos, ahí debe intervenir el Ayuntamiento a través de su enlace con la Procuraduría Agraria, hay vacios administrativos, no intervienen y no ayudan a la gente de las comunidades a que reciban beneficios directos de la paraestatal porque hay comunidades donde actúa la paraestatal donde no hay agua potable, en donde los caminos están sin pavimentar, en donde no hay empleo, que prácticamente es en todas las comunidades del estado, pero aunque no es lo ideal, Pemex puede implementar programas de empleo temporal en coordinación con dependencias como SCT, la Sedesol y los ayuntamientos por supuesto. El asunto es que resulta afectada la comunidad, el beneficiado es la paraestatal y nadie dice ni hace nada para impedirlo.

S.- Que hay detrás de las acciones de Pemex
JTNP.- En cuanto a los pantanos de Centla es un caso muy complicado, se mezclan muchos intereses ahí. Podemos concluir que detrás de las acciones de Pemex están los intereses económicos de mucha gente, de muchos personajes políticos porque debemos recordar que a la zona del puerto de Dos Bocas del municipio de Paraíso se le dio más importancia haciendo a un lado a Centla supuestamente porque hay intereses políticos y económicos de ex gobernadores, de diputados que están en funciones, de políticos y que finalmente la exploración en la zona fue el generar beneficios económicos para ellos.
Se comenta por ahí, que en la zona donde van a construir el nuevo muelle de Frontera para las embarcaciones que van a trabajar para Pemex, en la zona de Carrillo margen izquierda desde San Román, esas propiedades son de los Bellizia, de Nicolás Bellizia Aboaf y de Pascual Bellizia el del verde ecologista y que finalmente ellos van a ser beneficiados.

José Noverola asimismo Consejero Estatal del PAN, se pronuncia porque se despartidice la procuración de justicia ambiental en México y evitar que la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) sea utilizada como trampolín por funcionarios sin experiencia que anteponen los intereses personales y privados por encima de la Ley y de los ecosistemas del país como es el caso de los pantanos de Centla, quedando demostrada la incapacidad para perseguir y detener la tala ilegal y mucho más la realizada por Pemex en la reserva. Denuncia de la misma manera que la procuración de justicia ambiental en México hasta ahora ha sido muy débil no sólo porque al frente de la Profepa se coloca a personas que desconocen los temas ambientales sino también por la falta de recursos económicos, humanos y técnicos y la falta de independencia de esta institución.
Para que la Profepa sea una institución fuerte y confiable, y para que se procure la justicia ambiental a través de un estricto cumplimiento de la ley, esta institución tiene que ser independiente de la Semarnat, no puede estar sujeta a las cuotas y compromisos partidarios. El titular debe privilegiar el interés público, no ceder a las presiones de los intereses privados y no tener conflictos de interés. Así como se hizo el cambio de Secretario de Gobernación se debe cambiar al Procurador Federal de Protección al Ambiente, elegirlo de entre una terna, que sea una persona con experiencia en temas legales y ambientales, que tenga capacidad técnica probada y una propuesta clara para reorganizar la Profepa. No queremos que haya más impunidad, corrupción, indolencia y vacíos de autoridad, exclama de frente, determinante y categórico el también controvertible ex presidente del Comité Municipal del PAN en Centla.
Publicar un comentario