miércoles, 24 de septiembre de 2014

JEFE DE ESCOLTAS DE ARTURO NÚÑEZ CON PASADO CRIMINAL



·         Leonardo Antonio Ramos Suárez  es encargado de logística del gobernador de Tabasco, Arturo Núñez Jiménez, fue recomendado por su primo del alma, el flamante Secretario de Administración, Amet Ramos Troconis, quien también es primo de la esposa de Núñez, Martha Lilia López Aguilera

Julia Somarriba
            Serias evidencias hizo la periodista Isabel Arvide, el pasado 12 de septiembre en su columna Estado Mayor que publicó en El Sol de México, donde afirma que Leonardo Antonio Ramos Suárez, Coordinador de Logística y Seguridad del gobernador Arturo Núñez, es un delincuente y quien tiene una orden de aprensión en Quintana Roo, número 125/2007 penal, con fecha del 11 abril de 2007.
            ¿Qué se puede esperar de un gobernante que trae a su lado, bajo sueldo, con el cargo oficial de responsable de su seguridad, de jefe de su escolta, a un hombre que tiene una orden de aprehensión pendiente en Quintana Roo? Cuestionó, por ello se deriva la tremenda crisis de inseguridad en Tabasco, «proviene de la impunidad criminal. Es decir, de permitir que los delincuentes secuestren, roben, maten sin dar cuentas a la justicia», citó.
            Como antecedente criminal de Leonardo Antonio Ramos Suárez, dijo Isabel Arvide, la historia más negra la hizo en Quintana Roo donde fue subdirector de la Policía en el municipio de Chacho García Zalvidea, ahí fue cesado por quedarse con un botín de joyas que había incautado a unos ladrones venezolanos que operaban en la zona hotelera.
            Ante su salida –sostiene la periodista- se rompieron todos los acuerdos criminales con los grupos que controlan la zona y por ello el gobierno federal mandó 500 policías federales a Cancún.
Isabel Arvide refiere que Leonardo Antonio Ramos Suárez (los de logística de Arturo Núñez le apodan «Mauricio Garcés» por lo enamorado y pito dulce que es) se convirtió en un «oreja golpeador» al servicio de quienes en ese entonces estaban en el gobierno, pues se infiltró en las actividades de la policía municipal de Cancún, vía Secretaría de Gobierno.
            En el siguiente sexenio, Leonardo Antonio «Mauricio Garcés» Ramos Suárez fue contratado como guarura para seguridad del gobernador en turno, luego fue premiado como director de la policía municipal en Playa del Carmen donde hizo y deshizo a su antojo al grado de que fue corrido «porque en su escritorio le encontraron droga que había sido incautada», afirma Arvide.
            Posteriormente Ramos Suárez en Cozumel se convirtió en jefe de la policía municipal del panista Gustavo Ortega Joaquín, quien a los pocos meses lo corrió por sus corruptelas, lo peor vino cuando lo nombran subdirector de la policía judicial de la Zona Norte.
            «Leonardo Antonio Ramos Suárez le entregó el control del narcomenudeo a un grupo delictivo, en contubernio con Adrián Samos Medina, director de la policía municipal. Sus operadores fueron los comandantes Dorantes y Waldo Montoya. El enlace con quien solía reunirse en público, fue el policía Ariel Moroni», cita textual de la columnista de El Sol de México.
            Agrega: «Uno de los hechos que más indignó a la ciudadanía fue que su chofer, Enrique Medina, asesinó a quemarropa, a un muchacho de 16 años llamado Néstor Otoniel del Río. Ante lo cual Ramos declaró que ‘había sido en su día libre’. Todo eso se documentó y publicó bajo mi firma en su momento. Y la respuesta fue tan agresiva que el entonces jefe de la Zona Militar lo llamó para hacerle una advertencia en mi defensa».
            Pero Leonardo Antonio Ramos Suárez siguió con su carrera delictiva ya que en Cancún se enredó en la captura de unos cubanos traficantes de personas y, esto fue denunciado por la periodista Isabel Arvide, por ello Félix González lo despidió e inició una averiguación penal, la cual nunca procedió porque el personaje anda libre.
            Tras algunos años, Leonardo Antonio Ramos Suárez reaparece como el jefe de logística del gobernador de Tabasco Arturo Núñez Jiménez, pues fue recomendado por su primo del alma el flamante Secretario de Administración, Amet Ramos Troconis, quien también es primo de la esposa de Núñez, Martha Lilia López Aguilera.

Núñez enterado de todo
            Núñez Jiménez ya está enterado del pasado criminal de Leonardo Antonio Ramos Suárez, entonces ¿por qué no ha procedido a separarlo del cargo para ser investigado? ¿Tiene la razón Isabel Arvide al citar que hay complicidad ente Leonardo Antonio Ramos Suárez y delincuentes organizados? ¿Será parte de un acuerdo para no arremeter contra el gabinete nuñista? Son preguntas.
            Isabel Arvide manifestó que el gobernador Arturo Núñez tuvo el descaro de llevar a Leonardo Antonio Ramos Suárez al Informe del gobernador de Quintana Roo Roberto Borge, «con todo y orden de aprehensión vigente».
            «Protegido por un enlace con los criminales, Arturo Núñez ha de pensar que la moral es una fruta, que para ningún tabasqueño es un agravio pagarle el sueldo a un delincuente con placa de policía cuya historia está escrita en las peores páginas negras. Así que aquel que por su gusto es buey… dice el dicho», culminó la periodista.

Publicado en la edición 511 de la revista política Suceso de fecha 24 de Septiembre de 2014
Publicar un comentario